Dejan las tormentas muerte y destrucción

0
605

AGENCIA: PRENSA MULTIMEDIA

ACUÑA, COAHUILA.- Una persona muerta al ser arrastrado su vehículo por las aguas del arroyo El Fifí, a una pareja se les cayó una pared encima, y 300 familias afectadas al inundárseles la vivienda, fue el saldo de la tempestad de ayer.

La víctima mortal fue un empleado del grupo Senda de esta ciudad, identificado como Ignacio Marrufo Escalera; que fue localizado ayer a 50 metros del nuevo puente.

Fue a las 12:30 del mediodía cuando reportaron personas ajenas que se encontraba un automóvil entre las aguas, al cual se le apreciaba sólo la cajuela, acudiendo oficiales de Bomberos y Protección Civil, quienes con difíciles maniobras lograron arrastrar el automóvil a la orilla.

En el interior encontraron sin vida a Ignacio Marrufo Escalera, quien tenía su domicilio en la calle Cerro del Pinal número 205 del fraccionamiento San Alberto.

En el mismo lugar donde fuera rescatado el auto marca Buick azul modelo 1999, minutos más tarde el occiso fue identificado por su hija Judith Cristina Marrufo Martínez, de 21 años de edad, misma que señaló que desde anoche su padre no llegó a su domicilio y según las autoridades, la fuerte corriente arrastró el vehículo desde el fraccionamiento San Alberto por todo el arroyo El Fifí desde la madrugada de ayer.

Un deslave de tierra provocó el derrumbe de una pared que cayó justo en donde descansaba el matrimonio formado por Juan José Cansino y Laura Hernández, en Ramos Arizpe 837 colonia 28 de Junio. Tuvieron que ser rescatados por familiares, resintiendo golpes contusos en diferentes partes del cuerpo.

Por más de cinco horas la lluvia golpeó a Ciudad Acuña y anegó sus calles y casas, las alarmas sonaron para alertar a la población no acercarse a lugares bajos y de peligro de inundación, así como vados y arroyos.

No hay comentarios

Dejar respuesta